Martes, Diciembre 18, 2018
A- A A+

Historia de Tetepango

  

El significado de esta palabra Tetepango (Tetepanco, Tetebanco, etc.), es de origen náhuatl, el jeroglifista Mexicano César Macazaga Orduño da la descripción de unas piedras (tetl) debajo de un muro (tepantli) y dos dientes que dan la terminación “tlanti” (signo del lugar), obteniendo la palabra te-tepan-co;tetl, piedra, tepantli: muro, separación, barrera, “co”: en, que traducido al español significa “cerca de los muros de piedra”.
 
Tetepango, tenía en 1548 tres barrios y dos estancias todos cercanos. Poco antes de 1560 los corregimientos de Tetepango y Yetecomac, eran administrados por una justicia llamado Alcalde Mayor de las Minas de Tornacustla. Este funcionario tenía a su cargo esos pueblos junto con Axacuba, Hueypustla, Tecaxique y Chicaguasco, Tepatepec-Tlanocopan, Tezcatepec y Tornacustla.
 
La relación de 1571-1579 no menciona a ninguna estancia o barrio, pero en cambio da el nombre de la estancia Ulapan (Ulapa). En 1598 sus habitantes debían ser trasladados a la cabecera; relaciones posteriores ubican una hacienda llamada San Nicolás Ulapa aproximadamente donde debe haber estado la antigua instancia.
 
El lugar donde se ubica esta población, se dice que fue habitado en un principio por tribus otomíes, para después ser fundada aquí dicha población por los españoles un 13 de junio de 1558.
 
En lo que refiere al origen de Tetepango de la época prehispánica no se sabe nada desconociéndose totalmente los motivos de haberse fundado en este lugar. Se sabe por datos referentes a esta parte del estado y vestigios arqueológicos encontrados, que dio paso y estancia de grupos nahoas y otomíes.
 
Su fundación, como ya se dijo anteriormente, que fue realizada por los españoles en 1558, alcanzando gran importancia a finales del siglo XVIII, lo que coadyuvo para ser elevada en 1824, a cabecera de uno de los ocho partidos del distrito de Tula, de acuerdo a la fracción VII del artículo 36 de la Ley Orgánica Provisional, para el arreglo del Gobierno Interior del Estado de México y cuando a esta población se le otorgo la categoría de Municipio en el año de 1917.Cabe mencionar que Tetepango, ha dado buenos nombres políticos para el Estado, menos para su pueblo natal; como es Don Matías Rodríguez, ocupo los cargos de Secretaria General de la Comisión Agraria, Coronel del Ejército, Diputado Propietario, quien ascendió después de algunos años después a Gobernador Constitucional del Estado, en este cargo promueve una generación de políticos distinguidos que han dejado a nuestra entidad sus mejores anhelos, sus más firmes principios, sus visión y su capacidad creadora.
 
Se puede describir a Bartolomé Vargas Lugo, Ernesto Viveros, Javier Rojo Gómez, José Lugo Guerrero, Vicente Aguirre, Alfonso Corona del Rosal, Carlos Ramírez Guerrero y Manuel Sánchez Vite. Tetepango participaba en todos los aspectos Políticos, Militar, Ejecutivo Estatal, Legislativo, etc., todo esto aconteció por 1920, cuando la revolución entre Carranza y Obregón, si cabe hacer notar estas líneas como parte histórica de Tetepango, por la importancia que tiene la participación de sus hijos aquí notada.
 
Gobernantes del Estado de Hidalgo e hijos de Tetepango, fueron el Coronel Matías Rodríguez, del 1 de abril de 1925 al 31 de marzo de 1929.
 
C. Ernesto Viveros del 1 de abril de 1933 al 31 de marzo de 1937, a partir de 1887, también formaba parte como Gobernado Interino, el C. Pablo Salinas.
 
Tetepango desde 1936 sufre su decadencia Política, cuando por sus representantes conceden la independencia al Pueblo de Ajacuba, que fueron el Sr. Bulmaro Pérez y el Sr. Luís Jiménez, son llamados por el Gobierno del Estado de Hidalgo. Que fungió como Gobernador el C. Ernesto Viveros del 1 de abril de 1933 al 31 de marzo de 1937, fue cuando llamo a los representantes de Tetepango y dijo: Señores representantes de mi Pueblo, el Gobierno los ha citado para preguntarles si no tienen algún inconveniente de que Ajacuba sea Municipio, la respuesta fue: ¡Ningún inconveniente, Señor Gobernador! Así fue como Tetepango pierde territorio al darle independencia a Ajacuba el 15 de mayo de 1936.
 
Antes de reducir sus entidades de Tetepango, por don Ernesto Viveros fue reducido por su territorio por el Coronel Matías Rodríguez, que fungió como gobernador del Estado del 1 de abril de 1925 al 31 de marzo de 1933, este vendió lo que llamamos la Loma, tierras de cultivo que pertenecían a Tetepango.